CLACK! Bazán Frías, elogio del crimen

VIDEO

"No hay forma de abordar el delito, por lo menos desde la clase media, sin que sea incómodo", asegura Lucas García, director de "Bazán Frías, elogio del crimen". El documental que ganó este año la competencia nacional en el Festival de Cine de Tucumán muestra la vida de los presos en la cárcel de Villa Urquiza y la aventura de grabar una película tras las rejas. Bandidos, justicieros, capitalismo y arte en este nuevo episodio de CLACK!




Lucas García y Juan Mascaró dirigieron "Bazán Frías, elogio del crimen", ganadora del premio a mejor película del Festival Tucumán Cine 2019.

La producción cuenta con la actuación de los presos del penal de Villa Urquiza, quienes se sumaron al proyecto al participar de un taller de actuación propuesto por el grupo tucumano "Cine Bandido", quienes llevaron adelante esta iniciativa surgida en el año 2012.

"No hay manera de abordar el delito sin que sea incómodo", reflexiona García, uno de los directores, en una entrevista brindada a eltucumano.com en la que cuenta detalles de su trabajo.

Andrés Bazán Frías nació en el barrio Los Siete Lotes, Villa Alem, en San Miguel Tucumán a finales del siglo XIX. Rodeado de pobreza, comenzó a robar comida para repartir entre la gente de su barrio. Por un asesinato fue condenado a prisión. Cansado de las brutales palizas, logró una impensada peripecia: escapar de la cárcel. En 1923 fue asesinado por la policía cuando intentaba trepar un muro del Cementerio del Oeste.


Top