Top

"De acá salió Mercedes Sosa": Tucumán tendrá un museo de la gran cantora

Homenaje

La casa natal de la artista popular fue reconstruida como un museo que propone un viaje emotivo a sus orígenes en la provincia. “Van a encontrar a la Mercedes Sosa tucumana”, adelanta su sobrina. Mirá el video de cómo será.

Un espacio para reencontrarse con la artista popular tucumana.





En la galería de la antigua casa chorizo del Pasaje Del Corro 344, una tarde de mates, Don Ernesto “Tucho” Sosa descubrió con sorpresa que la voz angelical que escuchaba por la radio en la emisión de LV12 era la de Mercedes, su hija de quince años. La Marta, como la llamaban en la familia, había actuado en secreto y se había impuesto en un concurso de canto. Ese episodio de octubre de 1950 sería el comienzo de una prolífica carrera artística que la llevaría por los principales escenarios del mundo y la convertiría en la voz de todo un continente. Esa casa donde nació y vivió hasta los 16 años la cantora popular se encontraba derruida y fue restaurada para convertirse ahora en un museo que recupera la memoria de los orígenes de su mito. Para Maby Sosa, su sobrina, se trata de una reconstrucción emotiva y también de una forma de reconciliación de La Negra con esa tucumaneidad que nunca abandonó: “Creo que faltaba contarse esa historia de mi tía en Tucumán. Quienes visiten el museo van a poder decir: de acá salió Mercedes Sosa; de acá salió esta gran cantora”.

A esa casa del entonces Pasaje San Roque 344, en las inmediaciones de lo que después sería el Parque 9 de Julio, arribaron en 1880 los abuelos de Mercedes Sosa, Miguel Sosa y Mercedes Ruiz, procedentes de la localidad santiagueña de Matará. Llegaron a esa vivienda humilde que se fue poblando de familia conforme pasaron los años. Ahí nació Mercedes el 9 de julio de 1935 y ahí se criaron también sus nueve tíos y sus hermanos. Desde que los padres de La Negra se fueron de ahí en 1952, la vivienda que también se alquilaba como pensión, fue sufriendo la decadencia propia del paso del tiempo hasta quedar casi en ruinas. Maby, que pasó por ahí cuando era apenas una niña, recuerda las historias que albergaron esas paredes; historias de penurias económicas, pero también cargadas de días felices: “Era una casa que estaba en muy mal estado. Yo fui cuando tenía siete años. Me acuerdo que pasábamos siempre por ahí y Cacho, mi papá, me decía ‘acá he nacido yo’. Ellos tienen recuerdos muy felices ahí, a pesar de la situación económica que siempre fue muy difícil. Una ha transitado mucho las historias que se vivieron en esa casa, muchas historias divertidas. Para mí entrar ahora fue decir ‘acá estaba sentado mi abuelo mientras mi tía cantaba en LV12'. El museo me genera mucha emoción no sólo como parte de la familia, sino porque es la historia de una de las artistas más importantes del continente”.

Así estaba la casa antes de comenzar con la reconstrucción.

El proyecto del museo surgió a comienzos de 2016 por iniciativa del intendente Germán Alfaro y tuvo al periodista José “Pepe” Concha Martínez como uno de sus principales impulsores. Al comienzo, tuvieron que buscar a los distintos herederos de la familia –alrededor de 60 personas- para que el municipio capitalino pudiera adquirir el inmueble y después comenzar con las arduas tareas de reconstrucción de la vivienda y de desarrollo del museo. En ese proceso participaron el museólogo Gabriel Miremont –encargado del diseño del Museo de la Ciudad en la casa Sucar y del Museo Evita en Buenos Aires, entre otros- y el arquitecto Federico Garmendia. Los familiares de la cantora popular en la provincia intervinieron para que la restauración del espacio sea lo más fiel posible al edificio original. La periodista Maby Sosa participó también como parte del equipo de producción y Damián Miroli hizo todo el diseño gráfico.

Así está la galería de la casa ahora remodelada. 

¿Con qué se encontrarán los visitantes del museo? Maby adelanta un poco de ese recorrido colmado de emociones: “Hay mucha información de detalles que no se conocen de la carrera de Mercedes, vestidos de ella, ponchos, postales, cartas a mi abuela… Creo que se van a encontrar con una Mercedes Sosa tucumana que es lo que yo siento que, por ahí, está un poco perdido. Este museo es un homenaje que faltaba acá en la provincia. Siento que, con esto, se comienza a saldar una deuda. Acá está el teatro Mercedes Sosa que tiene su nombre, pero no tiene contenido, no existe hasta ahora tal cosa. Faltaba algo oficial y, por suerte, el municipio se terminó haciendo cargo de eso”. También revela que la perspectiva del museo es federal y contará con muchas voces de los colegas que acompañaron la carrera de la artista, además de un espacio destinado a los niños con la presencia de Zamba, el personaje animado del canal Pakapaka. Si bien todavía no se ha anunciado de manera oficial cuándo será la inauguración del espacio, se proyecta que sea el próximo 9 de julio, Día de la Independencia y fecha en que se conmemora el natalicio de la artista tucumana.


Cómo se proyecta uno de los espacio del museo.

“En este proyecto ha sido muy importante la mirada Miremont porque él ha advertido que faltaba contarse esta historia de mi tía en Tucumán. A pesar de los tragos amargos, ella siempre ha llevado esa provincianía, ese sentido de pertenencia, por todas partes. Me acuerdo de un recital en Suiza de ella contándole al público en castellano qué era Tucumán y cómo era la gente de acá. No eran casuales los nervios que mi tía sentía cada vez que cantaba en Tucumán porque ella no se sentía querida acá en su provincia y ese reconocimiento era muy importante para ella. Creo que el museo viene sintetizar un poco de todo eso”, reflexiona Maby acerca de ese reencuentro de la cantora con su pueblo en nada menos que el lugar donde todo empezó, su casa natal.

No es el único tributo que la provincia le rendirá a la cantora popular, ya que hace unos días se supo que un pasaje del Barrio Telefónico de la capital provincial llevará el nombre de “La Voz de América” en su honor. Se trata del pasaje que corre de norte a sur desde Colombia al 3.800 hasta el pasaje Tagle y también se colocará en el lugar una placa recordatoria. La iniciativa fue impulsada por los ediles Rodolfo "Johny" Ávila, Ramiro Ortega, Fernando Juri, Cristian Petersen, Daniel Alfaro, Liliana Leiva y Agustín Romano Norri. “Los vecinos han pedido que se llame Mercedes Sosa, por ser la embajadora de la provincia. Y además de algo tan hermoso como este homenaje, ellos esperan que la calle donde viven tenga nombre para facilitar cosas tan simples como la recepción de boletas de servicios", explicó "Johny" Ávila.

El frente del museo Mercedes Sosa.

Para la familia Sosa este tributo fue una grata sorpresa. “Del nombre de la calle no sabíamos nada, no estábamos al tanto ni nadie nos ha notificado. Para nosotros es una alegría porque los nombres de las calles se destinan generalmente a los próceres y políticos y, en lo personal, me da mucha alegría que los artistas pasen a ser nombre de calle porque es darle una importancia al valor simbólico del arte y de la cultura que acá en el país muchas veces no se valora. Ya es una alegría que haya una calle con el nombre de una artista y es una alegría doble que sea mía tía”.

Mirá el video de cómo será el museo: