Top

Omar, algo anda mal

ANÁLISIS DECANO

Dura derrota de un apático Atlético Tucumán en Santiago del Estero. El equipo de De Felippe no mejora en el juego, no protagoniza los partidos y no impone condiciones.

(Foto: Prensa Atlético)





"Omar, algo anda mal", afirma el popular Bigg Apple. El Pueblo Decano lo escucha y asiente. Se agarran los ojos y la cabeza los hinchas cuando ven al equipo de Omar De Felippe, que jugó mal y volvió a caer en Santiago del Estero: la racha de victorias ante Independiente y Newell's fue un espejismo, el equipo no levanta cabeza, no impone condiciones, y reina la angustia y preocupación en 25 de Mayo y Chile.

Las bombas de Franco Mussis y el gol de Augusto Lotti en El Monumental y en Rosario le permitieron al Decano sumar seis puntos después de una dura caída en Junín. Con el empate en cero ante Arsenal volvieron las dudas y la expedición al estadio Madre de Ciudades no fue exitosa. Atlético necesitaba sumar de a tres para llegar victorioso al partido ante Boca, en la previa de los festejos por el Día del Hincha Decano, pero el equipo fue una sombra y mostró poco y nada.

No encuentra el rumbo El Soldado: el equipo que el torneo pasado podía protagonizar los partidos y plasmar su juego, hoy no aparece. Aquel equipo que hasta el técnico reconocía que siempre hacía un gol y tenía muchas variantes en ofensiva, hoy tiene el arco rival cada vez más lejos y le cuesta horrores generar peligro. Ni por abajo ni por arriba, ni tocando, ni de guapo. El Decano parece de a momentos deambular los partidos, inerte, inofensivo.


Las victorias al hilo fueron un oasis. Sin Mussis en modo estelar, El Decano no tuvo a su motor, a aquel jugador que empuja, que mete y que juega por todos cuando las respuestas no aparecen. Sin su todoterreno encendido, el equipo de De Felippe no encontró nunca los caminos para construir fútbol y llevarse puesto al rival. La única clara-clara la tuvo Lotti a los 36' del complemento, y remató débil de zurda. El 9 viene con la pólvora mojada y en 25 de Mayo y Chile se extrañan sus goles al punto que muchos extrañan más que nunca al muchas veces cuestionado Javier Toledo.

Si Mussis no brilla, si Ramiro Carrera ni Lotti están en el nivel que supieron mostrar, con Heredia lesionado y El Polaco Menéndez todavía agarrando ritmo, falta fútbol en 25 de Mayo y Chile. Los hinchas oscilan entre la bronca y la resignación, y aumenta el malestar con jugadores, cuerpo técnico y también dirigentes. Encima, el Pueblo Decano sigue sin poder volver al José Fierro y tiene que conformarse con renegar ante la televisión y ver y escuchar a los periodistas de la tv porteña y los allegados propios y ajenos partido a partido.

La próxima parada es contra Boca en El Monumental. La tabla de posiciones dice que El Decano está décimo y a tiro de los de arriba y amenazante en la tabla de clasificación a las copas internacionales, pero el rendimiento dice otra cosa y no conforma a los hinchas. Algo anda mal en 25 de Mayo y Chile, y De Felippe lo sabe. El Pueblo Decano reconoce los puntos conseguidos, pero extraña esa sensación de disfrutar de un equipo valiente, que se plante en todas las canchas con su corazón sin igual. A honrar la memoria de Luis Caro en el Día del Hincha Decano, esperar que pase la bronca y añorar que el equipo encuentre el rumbo para poder celebrar y gritar ¡tomemo, somo Atlético!