Top

Pasó la cuarentena y Joaquín Riera volvió a entrenar con Benetton Treviso

DESDE ITALIA

El rugbier tucumano contó cómo la pasó con el confinamiento obligatorio y cómo serán sus próximos años en el viejo continente.

Foto: Benetton Rugby.




Pasaron casi tres años desde que Joaquín Riera decidió dejar Tucumán para tomar nuevos horizontes en su carrera deportiva. Con todo el dolor, abandonó Los Tarcos, su segunda casa, armó las valijas y partió al viejo continente.

“Dos primeras temporadas estuve en Petrarca y esta que está terminando la hice en los dos clubes. Es un contrato un poco particular pero estoy ligado a los dos clubes. Los próximos dos años voy a Treviso, el mes que viene me tengo que mudar”, relata el jugador del Benetton Treviso en diálogo con eltucumano.com.


“El lunes volvimos a entrenar. La idea es volver a jugar en julio, dos partidos. Obviamente aún no hay fechas seguras porque se va actualizando. Cada dos semanas tienen reuniones con el Pro14 para ver cómo sigue la cosa. La idea es terminar el campeonato en julio y agosto y en septiembre se empiece la temporada que viene”, contó. 
La cuarentena obligatoria generada por el coronavirus no fue fácil para alguno, pero Joaquín se siente un provilegiado luego de saltar el escollo junto a su novia, con quien vive desde que llegó a Italia: “No me puedo quejar, es más cuando hablo con mi familia y amigos me sentí más afortunado que lo que ya me sentía antes de la cuarentena. El hecho de poder quedarte en la casa y no tener que salir a laburar o algo, como le pasa a mucha gente en Argentina, es ya un privilegio. Obviamente que la ansiedad y no saber qué va a pasar era medio complicado, pero era todo en la cabeza. A nivel salud y comida estaba joya. Fueron dos meses y medio difíciles, pero tranqui. Físicamente, tengo un jardín, un par de cosas y hacía ejercicios una hora por día. Pero la diferencia la hice en la alimentación, ya que me cuidé porque sino iba a ser complicado”. 

Muchos jugadores recibieron recortes en sus sueldos y no la pasaron bien, pero no es su caso: “Los clubes no me pagan el último mes, pero no la paso mal. No me cubren el 100% de lo acordado, me sacan mayo, pero me parece algo que dentro de todo la saqué bastante bien. Los dos clubes son muy serios y siendo que desde febrero que no hacemos nada, que me paguen dos meses enteros sin haber pisado el club, me parece que está bien”, destacó.

Sobre el cierre, Joaquín Riera remarcó que extraña su familia, sus amigos y Los Tarcos, pero no dudo en señalar que lo que más añora son “las empanadas y los asados. Cuando voy a Tucumán, los primeros días almuerzo y ceno empanadas, acá no existe”, apuntó entre risas.