Top

Junio llegará con un nuevo aumento de combustibles para Tucumán y el resto del país

costo de vida

El incremento será aplicará a partir del sábado, cuando vence la prórroga del Impuesto a los Combustibles Líquidos y al Dióxido de Carbono. El incremento podría llegar hasta 3,5%.

PRECIOS ACTUALES. Desde el sábado los combustibles subirían entre 10 y 13 pesos.





A partir del próximo sábado 1 de junio vuelven a aumentar los precios de los combustibles por una actualización de entre 1% y 1,5% de los impuestos a la nafta y el gasoil permitido por el Decreto 466 firmado por Javier Milei, el saliente Nicolás Posse y Luis Caputo.

Según esa normativa, el aumento de combustibles a partir del 1 de junio será de $10,74 por cada litro de nafta y de $13,644 para el gasoil, según informó el sitio Ámbito. 

El último incremento que sufrieron los tucumanos fue el pasado 1 de mayo, día del Trabajador. Con esa actualización, los precios de YPF en Tucumán quedaro en: nafta Super en $971; la Infinia a $1.169; el diesel en $1.052 y el Infinia Diesel en $1.245.

De aplicarse esta suma a partir del sábado, los precios en la provincia serían los siguientes: nafta Super en $981,74; la Infinia a $1.179; el diesel en $1.062,74 y el Infinia Diesel en $1.255,74.

Las petroleras definirá si a estos porcentajes de aumento, de entre 1% y 1,5%, se le agregará a partir del sábado la devaluación mensual habilitada por el Gobierno de 2% mensual (crawling peg) y la variación del precio internacional del barril de crudo Brent, el de referencia para la Argentina y Vaca Muerta. En este caso, el petróleo cayó de u$s89,94 en abril a los actuales u$s82,13, con lo cual las empresas no trasladarían en total más del 2% o 3,5% al precio final de los combustibles a paertir del sábado.

En junio se vencía la prórroga del Impuesto a los Combustibles Líquidos (ICL) y el Impuesto al Dióxido de Carbono (IDC) correspondiente al último trimestre del 2023 y el Poder Ejecutivo tenía que decidir tenía que decidir si continuaba con el congelamiento dispuesto a fines de abril o si volvía a actualizarlo de acuerdo a la inflación pasada acumulada.

La decisión fue descongelar, pero aplicar un porcentaje muchísimo inferior a la inflación acumulada en los últimos tres meses del año pasado, cuando el alza de precios fue de 8,3% en octubre,12,8% en noviembre y 25,5% en diciembre, según el INDEC. Ese trimestre acumuló 46,6%.

El Decreto 466/2024 publicado en el Boletín Oficial argumentó que esta medida de alivio tiene el fin de estimular el crecimiento de la economía, garantizando un sendero fiscal sostenible, sim embargo libera a partir de julio próximo a trasladar el total de la inflación correspondiente a los primeros tres meses del 2024. “Resulta razonable diferir parcialmente los efectos de los incrementos que resultarían aplicables a partir del 1° de junio de 2024”, justifica la normativa.

Y luego agregó: "Para los hechos imponibles que se perfeccionen desde el 1° de julio de 2024, inclusive, deberá considerarse el incremento total en los montos de impuesto".