Top

¿Qué pasa con los restos de los árboles caídos durante las tormentas en San Miguel de Tucumán?

medio ambiente

Desde la Muncipalidad dieron a conocer para qué se utilizará la madera de los más de 50 ejemplares caídos en la ciudad durante el último temporal.

Foto Municipalidad de San Miguel de Tucumán.-





Durante el último gran temporal que castigó a San Miguel de Tucumán y diferentes puntos de la provincia, la ciudad sufrió la caída de numerosos árboles que dejaron una gran cantidad de restos que debieron ser cortados y retirados por el Municipio capitalino a cargo de la intendenta Rossana Chahla

En ese sentido, la Dirección de Espacios Verdes informó que realiza trabajos de troceo de los árboles caídos en el Parque 9 de Julio para su posterior reutilización, ya que son especies que se precipitaron porque ya cumplieron su ciclo de vida, por las ráfagas de vientos durante las tormentas o por enfermedades que afectan su rendimiento y vigor.

La repartición lleva adelante la iniciativa de reutilizar los residuos derivados de los árboles caídos, evitando el desperdicio de madera y dándoles un nuevo destino al transformarlos en tablas que sirven para reparar los juegos infantiles dañados de los parques y plazas de la ciudad.

Lo que no se utiliza de los árboles caídos para la reparación del mobiliario de los espacios públicos es destinado a la compostera ubicada en el Parque Guillermina, son gajos y ramas finas que los operarios de Espacios Verdes seleccionan cuidadosamente.

El pulmón verde más grande de la ciudad tiene especies de árboles que ya cumplieron 90 años y por lo general son los que tienden a caerse, entre ellos hay ejemplares caídos de tipas, lapachos, eucaliptos, pinos, y palmeras.

La nueva gestión municipal  trabaja en la implementación de políticas y acciones amigables con el medio ambiente. El coordinador de la Dirección de Espacios Verdes, Iván Novillo así lo remarcó: “Estamos tratando de poner a funcionar al 100% nuestra carpintería para que cada árbol que caiga tenga un proceso de recuperación y no se desperdicie nada”.

Un gran árbol caído en el Parque 9 de Julio.-