A más de un año de la polémica, Fede Bal regresó con su película a Tucumán

FESTIVAL DE CINE

El año pasado, el actor quedó en medio de idas y vueltas relacionadas con la política y al subsidio que brindó la Provincia a cambio de ciertos beneficios, como la contratación de mano de obra local.

Federico Bal hizo su descargo por la plata que recibió del Gobierno de Tucumán. Foto: Twitter Federico Bal




El año pasado, Fede Bal quedó en el centro de una polémica surgida desde la política. Es que el actor fue el blanco de las críticas luego de que se conociera la asignación de recursos que la Provincia le otorgó para filmar Rumbo al Mar, el filme que ayer se estrenó en el Festival de Cine que se realiza en Tucumán. 

El año pasado, la oposición cuestionó al Gobierno provincial por la decisión de brindarle el dinero a Bal. Y en medio de la discusión, el actor aclaró los tantos. "Para los periodistas desinformados que quieren difamarme, en este proyecto tan importante para mí y para mi papá, quiero contarles que la plata recibida de parte del Gobierno de Tucumán, es para un proyecto declarado de interés cultural de la Provincia. Es para la peli, no para mí", disparó en aquellos días en las redes sociales. 

"Lo que tal vez no sepan es que parte del acuerdo es contratar a profesionales tucumanos, tanto delante de cámaras como detrás. Más de la mitad del equipo técnico y actores son tucumanos, y están todos felices de ser parte y agradecidos de estar haciendo esto en Tucumán, y de que podamos mostrar lo linda que está la provincia y su gente. Estoy en contacto con la gente y al tanto de sus necesidades, y dentro de mis posibilidades voy a ocuparme de lo que pueda para ayudar", agregó.

Además, en una entrevista con Jorge Rial, agregó: "Esta película cuesta 20 millones de pesos, el INCAA la dio como de Interés Cultural y nos dio un subsidio, hay productores ejecutivos que también ponen plata. Hay mucha gente interesada en esta película", expresó. También indicó que: "Entonces, más del 50 % del equipo técnico es tucumano y los actores también son tucumanos. Esta plata que nos dan genera más plata para la provincia".

Este miércoles, a más de un año de la polémica, se realizó en Tucumán la avant premiere del filme dirigido por Nacho Garassino y con guión de Juan Faerman. En redes sociales, Federico Bal, protagonista de la producción junto a Santiago, su padre, contó algunos detalles más del estreno. 

"Todavía estoy procesando la noche de ayer y quería quitarme la emoción de encima para poder escribir unas palabras. Anoche se proyecto por primera vez en nuestro país 'Rumbo al mar', y decidimos que lo mejor era hacerlo en Tucumán, donde filmamos gran parte de la peli, para compartir con el equipo, actores y amigos de la provincia. Fue una noche soñada. La gente se emocionó, la peli gusto mucho, y compartimos un momento muy cálido todos juntos. Pero adentro mío sentí algo tan fuerte, una emoción tan linda, tan pura y real. Alguien me pregunto por ahí si tenía noción de lo que estaba haciendo, y no tanto por el echo de filmar mi primera película, sino por poder hacerlo junto a mi papá, que sucede que es un comediante de los que ya no quedan", señaló en una publicación realizada en Instagram.

Bal también se reunió con el gobernador Juan Manzur y destacó el interés provincial por la cultura. "Fue increíble que un Gobernador abra las puertas de la provincia, como pasó aquí, para poder poder mostrar esta película al mundo que muestra un Tucumán que les va a encantar”, indicó el artista. 


Sobre la película

Rumbo al mar, dirigida por Ignacio Garassino, relata la historia de Julio Pereyra, interpretado por Santiago Bal, al que le queda poco tiempo de vida y desea cumplir su último deseo: conocer el mar, que queda muy alejado de Tucumán, donde reside con su hijo Marcos, el personaje de Federico Bal. La aventura implica riesgos por el delicado estado de salud de Julio, sin embargo le permitirá ir cerrando asuntos pendientes de su vida.


Ver esta publicación en Instagram

Todavía estoy procesando la noche de ayer y quería quitarme la emoción de encima para poder escribir unas palabras. Anoche se proyecto por primera vez en nuestro país “Rumbo al mar”, y decidimos que lo mejor era hacerlo en Tucumán, donde filmamos gran parte de la peli, para compartir con el equipo, actores y amigos de la provincia. Fue una noche soñada. La gente se emocionó, la peli gusto mucho, y compartimos un momento muy cálido todos juntos. Pero adentro mío sentí algo tan fuerte, una emoción tan linda, tan pura y real. Alguien me pregunto por ahí si tenía noción de lo que estaba haciendo, y no tanto por el echo de filmar mi primera película, sino por poder hacerlo junto a mi papá, que sucede que es un comediante de los que ya no quedan. Y creo q recién ahora estoy cayendo en lo importante que fue compartir con papá este gran proyecto. Un proyecto que quedará por siempre. Te amo viejo, y en pocos meses todos van a poder sentir lo que me pasa cada vez q nos abrazamos.

Una publicación compartida por Federico Bal (@balfederico) el

Top