Se celebró Corpus Christi bajo el lema "Con Cristo Cerca del Hermano"

RELIGIÓN

El arzobispo Carlos Sánchez encabezó la ceremonia. En la Homilía, pidió que "con Cristo acerquemos a los tucumanos que la están pasando muy mal el pan de cada día, la vivienda y el trabajo digno; la salud y la educación en valores; la esperanza y el consuelo"

Este domingo se celebró Corpus Christi en Tucumán. Foto: Fabián Font




Este domingo se celebró Corpus Christi en las inmediaciones de la Catedral bajo el lema "Con Cristo Cerca del Hermano". Ante cientos de fieles, el arzobispo Carlos Sánchez encabezó la ceremonia que este año contó con la presencia de la imagen peregrina de la Virgen del Valle.

Cientos de fieles católicos acudieron a la Plaza Independencia en la tarde de este domingo para participar de la misa y la procesión. En la celebración presidida por Sánchez también se llevó a cabo la institución de más de 1.000 ministros extraordinarios de la Comunión. 

Estuvieron presentes el gobernador Juan Manzur;  la ministra de Salud, Rossana Chahla; el ministro de Seguridad, Claudio Maley; la fiscal de Estado, Eleonora Rodríguez Campos; y la secretaria general de la Gobernación, Silvia Pérez y el intendente de la Capital, Germán Alfaro, entre otras autoridades.

En la Homilía, el arzobispo recordó que "Eucaristía es pan del encuentro, ella hace la Iglesia, reúne a los creyentes para renovar y alimentar su fe y la comunión fraterna. Los hijos de Dios, redimidos, dignificados por la muerte redentora de Jesús, nos encontramos como hermanos en torno a la mesa familiar de la Eucaristía". "Por eso decimos hoy 'Con Cristo, cerca del hermano'. Alentando en la sociedad y desde la Iglesia la cultura del encuentro, de la fraternidad, del respeto a la dignidad de cada persona", agregó. 

Sánchez también remarcó: "Jesús nos provee del pan de la misericordia, del perdón, de la reconciliación. Jesús sana nuestras enfermedades del egoísmo y la ambición; sana las divisiones y las violencias; así como sana la soledad, la desesperanza y el sinsentido de la vida. Si reconocemos estas enfermedades que destruyen nuestra vida y sociedad y le pedimos que nos sane y nos perdone él nos entrega el pan de la misericordia que nos sana y nos reconcilia con los hermanos.

En su sermón, el Arzobispo pidió que "con Cristo acerquemos a los tucumanos que la están pasando muy mal el pan de cada día, la vivienda y el trabajo digno, la salud y la educación en valores, la esperanza y el consuelo". "Cuánta hambre hay", lamentó. Asimismo, recordó que la Colecta de Cáritas de este mes propone "este partir, compartir y multiplicar el pan, porque estamos seguros que compartir, transforma vidas, transforma nuestro corazón, nuestras familias, barrios y la sociedad".

Finalmente, Sánchez destacó la presencia de la Virgen del Valle. "En nuestras comunidades hemos podido apreciar su ternura y cercanía, su maternal protección y  compromiso para salir al servicio a los demás, como ella lo hizo".
 

Top