Perros Guía de todo el país llegan a Tucumán para promover la inclusión

encuentro

Desde el jueves y hasta el sábado habrá actividades en Capital, Monteros y Famaillá para generar conciencia sobre la necesidades de las personas con discapacidad visual que utilizan lazarillos para circular por la ciudad.

Lupe, la única perra guía de Tucumán, junto a René Font.




Perros-Guía de todo el país llegarán a Tucumán para participar de las actividades planificadas para los días jueves 12, viernes 13 y sábado 14 en San Miguel de Tucumán, Famaillá y Monteros

Según adelantó René Font, uno de los organizadores, el objetivo de las jornadas será generar conciencia sobre la necesidad de incluir a las personas con discapacidad visual en las ciudades considerando tanto sus necesidades, como las de los perros que los acompañan.

El día jueves, de 10 a 13, personas no videntes realizarán una caminata junto a sus guías. El recorrido comenzará en peatonal Mendoza, luego se dirigirá a Plaza Independencia y terminará en Casa Histórica.  Allí, los tucumanos podrán acercarse a conocer a los perros, realizar preguntas a sus dueños, recibir folletos y obtener fotos.   

El viernes, en tanto, las actividades se trasladarán a la plaza principal de Monteros, entre las 09 y las 13 horas. Allí los vecinos también podrán conocer más acercar del uso de canes adiestrados especialmente para guiar a personas con discapacidad visual.    

El sábado será el Gran Cierre de las actividades con una charla libre y gratuita en el Auditorio del Parque del Bicentenario de Famaillá. Desde las 10, los dueños de los animales responderán, entre otras cosas, qué es un perro guía, cuál es su tarea, cómo se los entrena y dónde se los solicita. Además, harán hincapié en los lugares en donde pueden entrar, a cuáles medios de transporte pueden subir  y cuáles son las leyes, derechos y obligaciones que tienen.  

Cita a ciegas

“La primera vez que toqué a Lupe, ella me arrimó la nariz al mentón y la sentí húmeda y fría”, recuerda René con una sonrisa. “Recién después me dio un beso”, agrega. En ese momento mágico, hubo aplausos por parte del entrenador de la única Golden Retriever con capacidad para acompañar a no videntes que llegó a Tucumán desde Colombia

“Éramos siete personas y siete perros. En un momento, todos los perros eligieron a su ciego pero yo seguía solo, porque Lupe estaba jugando en el descampado”, dice mientras le acaricia la cabeza en señal de agradecimiento porque una vez que Lupe lo eligió, nunca más lo abandonó. “Desde que estamos juntos, solamente nos separamos una vez", ratifica el taficeño orgulloso de ese vínculo que supo construir día a día y que tiene hasta su propia página de Facebook.

“Siempre digo que Lupe son los ojos por los cuales mira mi alma. También significa desplazamiento y una entrega total, porque aunque esté en estado de mascota, sigue al lado mío, no se separa nunca de mí por más que no estemos trabajando. Lupe me ha hecho conocer una parte que yo no sabía que existía de mi condición humana”, sintetiza no sin antes renovar las esperanzas de que se aprueben las ordenanzas que regulan la actividad de los perros guías en Tucumán y sean una alternativa posible a los bastones blancos. 

Aquí, su historia:

 

Top